LA DONA DEL SAC

La dona del sac es una alegoría a la fortaleza, la delicadeza y la perseverancia de las mujeres. Es una acción poética y visual. Es una imagen de aquello que la historia no se atreve ni a nombrar. Es un nombrar el mundo. Es un paseo. Un no parar. Un tirar hacia adelante.

Un paseo
Una mujer
100 kg
100 mujeres
Todas las mujeres

La dona del sac es la conjugación independiente de una videoinstalación permanente y la acción en vivo a través de un recorrido itinerante. La dona del sac pone de manifiesto, sin emitir ningún juicio y de forma poética y alegórica, “el peso que arrastran las mujeres”. Es una alegoría a la fortaleza, la delicadeza y la perseverancia de las mujeres. Ofrece la posibilidad de visualizar aquello que, en tanto que cotidiano, nos pasa despercibido. Es una imagen de aquello que la historia no se atreve ni a nombrar. Es un nombrar el mundo. Es una poesía viva sin moralidad: el espectador tiene la opción de hacer uso de su archivo personal y simbólico y de dar su propio significado a cada saco, así, la pieza puede ser tantas piezas como espectadores la vean.